5 formas de adaptar tu vida financiera para lograr tu sueño de ser un especialista médico

Realizar una especialidad médica en Colombia supone un gran reto para nuestra vida financiera ya que debemos de ajustar nuestro presupuesto a distintos gastos como la matrícula de nuestra especialización, la compra del material educativo necesario para realizar nuestro posgrado y los gastos básicos de nuestro día a día como la vivienda, los servicios, la alimentación, entre otros. A todo esto, hay que sumarle el hecho de que mientras estemos estudiando nuestros ingresos se verán reducidos al tener una disponibilidad de tiempo más limitada que nos impedirá trabajar como lo hacíamos antes. 

Para evitar unos cuantos dolores de cabeza preocupándonos por nuestra situación económica lo más recomendable es organizar nuestras finanzas con antelación. Por eso te traemos cinco consejos, desarrollados por un especialista en finanzas personales,  que te ayudarán a tener un mayor control sobre tu vida financiera para que tu sueño de ser un especialista médico deje de significar una odisea monetaria.

  1. Elabora un presupuesto:
  2. Destina una parte de tus ingresos para ahorrar
  3. Compra inteligentemente
  4. Crea un fondo de emergencias
  5. Gana ahorrando
  1. Elabora un presupuesto: Se trata de una sencilla herramienta que te ayudará a controlar todos tus gastos. Para realizarlo, puedes utilizar una libreta tradicional o aprovechar herramientas digitales como Excel o algunas aplicaciones diseñadas para llevar un registro de nuestras finanzas. En tu presupuesto deberás incluir cada gasto, desde los esenciales como la vivienda, el transporte, la salud o la comida hasta el dinero destinado para salidas a comer o al cine. Además, revisando cada mes tu presupuesto podrás detectar cuáles son tus principales fugas de dinero y corregirlas.
  • Destina una parte de tus ingresos para ahorrar: Evita gastar más de lo que ganas, de esta forma podrás ahorrar una parte de tu dinero para facilitar tu vida financiera cuando te encuentres realizando la especialización. Para esto, te recomendamos establecer la cantidad que quieres ahorrar. De acuerdo a algunos expertos en finanzas personales es recomendable ahorrar un 10% de nuestros ingresos. Sin embargo, si puedes ahorrar más, hazlo.
  • Compra inteligentemente: Cuando vayas a comprar algo es importante que diferencies entre un capricho y una necesidad. De esta forma, podrás reducir tus gastos en diversión, en aspectos prescindibles y en compras compulsivas como las salidas a comer o los domicilios cada fin de semana y la adquisición de artículos que no utilizaremos frecuentemente.

  • Crea un fondo de emergencias: Para controlar nuestra vida financiera también debemos de tener en cuenta los imprevistos que pueden presentarse y afectar nuestro presupuesto y nuestros planes a futuro. Para evitar esto, te recomendamos destinar una pequeña parte de tus ingresos para crear un fondo que te pueda sacar de apuros cuando lo necesites
  • Gana ahorrando: Existen varias formas de generar rentabilidad con nuestros ahorros. Las entidades financieras ofrecen distintos recursos como los fondos de inversión o los CDTs. Dentro de estos existen diferentes tipos que se adaptarán a tu rentabilidad deseada, el tiempo de permanencia y el nivel de riesgo que estés dispuesto a asumir. Solicita una asesoría con tu entidad financiera y comienza a generar un ingreso adicional a partir de tus ahorros.

Sin duda, el correcto manejo de tus finanzas es un aspecto que te servirá para tu residencia y para tu vida en general. Por eso, es importante que a la hora de elegir cursos de preparación para la residencia médica evalúes si dentro de su entrenamiento, además de la actualización en ciencias básicas y clínicas, dispone de clases sobre finanzas personales, que te ayudarán no solo a financiar tu especialización, sino que además te permitirán tener una mayor libertad financiera en el futuro. Comparte este artículo si te gustó y recuerda que la regla de oro para cumplir cualquier meta financiera es hacer un presupuesto, definir tus prioridades y ahorrar.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.